Ordenar los alimentos siempre puede provocar más de un problema, ya que muchas veces podemos perder las cosas que usamos diariamente sin querer. Por lo mismo, debemos tener un orden en los alimentos que guardamos en nuestra despensa, cocina y refrigerador.

 

En Cuido Mi Despensa estamos preocupados por ti, así que tenemos algunos tips que puedes usar para ordenar tus alimentos y conservar su calidad.

 

1.- Guarda en envases herméticos todo lo que pueda perder aroma

 

Si, guardar las cosas que puedan perder aroma en nuestra cocina es muy útil, a pesar de que estén aptas para estar a temperatura ambiente. Por ejemplo, el té es una de las clásicas cosas que pueden perder su calidad si no están en un envase ideal. Generalmente las bolsitas se dejan en su misma caja o sobre. Lo ideal sería tenerlos en un frasco hermético donde no se vean afectados por la humedad ni los cambios de temperatura, con tal de que cada infusión sea como si estuviera recién empacado, con un aroma profundo y delicioso.

 

2.- Evita el contacto de algunas cosas granuladas con la humedad

 

Hay cosas que dejamos en nuestra cocina que pueden perder calidad si quedan expuestas a la humedad, especialmente si las usamos como ingredientes para cocinar.

 

Los casos de la sal y el azúcar son ejemplos concretos de cómo la humedad puede echar a perder cualquier alimento, ya que tienden a aglomerarse si se ven expuestas a mucha humedad.

 

Por lo mismo, lo más fácil es ponerlos en frascos herméticos que puedan evitar el contacto con el agua lo más posible. A su vez, puedes poner granitos de arroz mezclados en estos ingredientes ya que pueden absorber la humedad sin problemas.

 

3.- Prioriza tu espacio

 

¿Eres de los que cocina todos los días? Entonces puedes dejar a mano todo lo que usas diariamente, mientras que algunos ingredientes puedes ir guardándolos detrás, ya que no los necesitarás. Por ejemplo, si no cocinas con harinas o legumbres, puedes ponerlos en frascos bien cerrados atrás de lo que más usas.

 

En cambio, si eres de lo que solo usa cosas express en su cocina, es mejor que los dejes a mano y más cercanos a ti. Probablemente las mermeladas o acompañamientos para el desayuno te sirvan que estén más a la vista de ti, por sobre otros alimentos.

 

despensa

 

 

4.- Categoriza todo.

 

Si guardamos todo en envases, lo más probable es que nos encontremos con alimentos que se vean similares en cada frasco, pero que adentro sean distintos. Por lo mismo, cada vez que buscáramos algo, tendríamos que abrir el envase. Así el alimento perdería su calidad.

Para evitar estos problemas, cada vez que guardes un alimento en un envase, etiquétalo. Además, pon una etiqueta adicional con la fecha en que lo guardaste y la fecha de caducidad que puso el fabricante en el envase original.

 

5.- Ordena según su uso

 

La idea de ordenar según el uso es muy adecuada, aunque muchas veces cuando las usamos, solemos dejar todo tirado en un mismo lugar. Por lo mismo, siempre debemos estar mentalizados en base a esto.

 

Por un lado, debemos dejar todas las especias en un lugar en específico, probablemente cercano a la cocina y en envases herméticos, con tal de que evitemos perder el aroma. A su vez, los elementos como las conservas pueden ser dejados en otro lugar, incluso con más humedad y menos luz, ya que al estar en ese envase, se mantienen bien.

 

Así, podemos categorizar y ordenar según lo que ocupemos. Elementos para hornear en un lado, especias en otro, conservas en otro lugar, líquidos como bebidas y jugos envasados, etc.

 

Con estos 5 tips, ya estás listo para maximizar el uso de tus alimentos en tu cocina y despensa. ¡Sigue los consejos de nuestro blog para aprender más sobre ahorro y prevención de plagas en nuestra comida!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Copyright 2018. Todos los Derechos Reservados. Desarrollado por AGENCIA DIGITAL CEBRA