Todos hemos comprado muchos ingredientes y alimentos que mantenemos en nuestra despensa durante mucho tiempo sin usarlos. Sin embargo, no vemos cambios en su textura si es que los mantenemos bien cerrados en frascos de vidrio o de plástico duro.

 

A estos alimentos generalmente se les conoce como “no perecibles”, ya que tienen una periodo de frescura bastante extenso antes de su vencimiento recomendado por el fabricante.

 

En Cuido Mi Despensa, tenemos una lista de algunos de los elementos que mantenemos en nuestra despensa pero que resisten el paso del tiempo bajo un buena conservación fresca y seca:

 

1.- El arroz

 

Cuando decimos que estamos haciendo una lista de alimentos que no se echan a perder, estamos dando a entender que no se echarán a perder durante mucho tiempo. El arroz es un muy buen ejemplo de esto.

 

A pesar de que hay mucha gente que insiste en que el arroz blanco en realidad puede durar hasta treinta años, lo recomendable es quedarse con la recomendación del fabricante, que es generalmente superior a un año.

 

2.- Leche en polvo

 

¿Alguna vez has visto uno de esos programas o películas donde exploran lo que sucedería si todos en el planeta murieran a excepción de unos pocos? Uno de los problemas a los que a menudo se enfrentan es que no hay más productos de origen animal para comer. ¡Claramente no están pensando en leche en polvo! Esto se mantiene completamente bueno durante mucho tiempo. Si bien no sabe exactamente como la leche real, está bastante cerca.

 

Recordemos que la leche en polvo, es en realidad, leche normal a la cual se le deshidrata y se le extrae toda el agua y su humedad, por lo que prácticamente se le quita la posibilidad de dañarse.

 

Por lo mismo, mientras esté en un lugar fresco y seco, sellada o en un frasco hermético, no perderá frescura.

 

3.- Licor fuerte

 

Obviamente que los licores son los reyes en la conservación por largo tiempo. De partida, la mayoría se prepara así y se conserva bastante bien si se mantiene bien sellado.

 

De todas maneras, siempre es bien recomendado gozar de un buen trago antes de cada comida (moderadamente), así que consúmelo de manera paulatina, siempre y bien conservado a temperatura ambiente.

 

4. Legumbres

 

Todo el mundo tiene legumbres en su despensa que alguna vez compraron y se prometieron a sí mismos que definitivamente harían la receta de sopa que alguna vez su madre les dio, pero nunca lo hicieron y quedaron “abandonados” al final de cada despensa.

 

Las legumbres tienen un largo tiempo de duración, siempre y cuando se conserven bien, alejados de cualquier peligro como contagio de insectos o humedad. Siempre déjalos en un frasco duro y sin su empaque original.

 

5.- Azúcar

 

Uno de los elementos más deseados, amados y odiados en nuestra despensa es el azúcar. Simplemente porque generalmente las preparaciones que hacemos con él suelen ser calóricas y pueden afectar nuestra salud. Para el desagrado de muchos, este alimento es uno de los que no tienen fecha de vencimiento definida si es que se conserva en un lugar fresco y seco.

 

Si quieres tener azúcar por mucho tiempo, sácala de su empaque y colócalo en un frasco duro y firme, para que ningún factor ambiental le afecte.

 

6.- Miel

 

Las abejas no solo están en peligro, ¡Sino que también son prácticamente mágicas! La miel es realmente y verdaderamente el único alimento que realmente dura para siempre, si se mantiene en buenas condiciones frescas y secas.

 

Debido al procesamiento de la miel que usan las abejas, la miel puede durar para siempre. Lo único que puede arruinarla artificialmente son los factores ambientales de tu hogar, como la humedad. Si la miel está en un envase duro y bien conservado, sin duda será la emperatriz de tu despensa, donde estará por mucho tiempo.

 

7. – Sal

 

Todos sabemos que la sal se ha utilizado para conservar carnes y otros artículos durante siglos porque es un ingrediente natural que proporciona la tierra.

 

La sal es la esencia misma de la preservación, por lo que no debería ser una sorpresa que dure mucho tiempo. La sal de mesa tiene un poco de maquillaje diferente, ya que contiene yodo que acorta la vida útil a aproximadamente 5 años.

 

8.- Café instantáneo

 

Si bien es posible que no seas un gran aficionado al café instantáneo, siempre hay un día en que te quedas sin cosas frescas y harías cualquier cosa por tomar una taza de café sin salir de la casa.

 

Por lo mismo, un frasco de café instantáneo puede ser un gran aliado, ya que su periodo de frescura recomendado por el fabricante suele ser muy grande, superior a un año.

 

Lo ideal es que este se conserve en un envase duro y hermético, para conservar el buen aroma que nos energizará cada vez que lo bebamos.

 

Con todos estos alimentos, ya tendrás claro en cuales puedes ahorrar y conservar muy bien en tu casa. Con los consejos de Cuido Mi Despensa, no solo tendrás tu hogar fresco sino también conservarás tu cocina sana. Para ver más datos, haz clic aquí.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Copyright 2018. Todos los Derechos Reservados. Desarrollado por AGENCIA DIGITAL CEBRA