La despensa es uno de los espacios más importantes de la cocina y de nuestro hogar en general, ya que es allí donde se almacenan los alimentos que diariamente servimos en nuestra mesa; por ello es muy importante mantenerla limpia, higienizada y sobre todo libre de plagas, y en esta oportunidad compartiremos contigo algunas recomendaciones para tener este preciado rinconcito en perfectas condiciones.

5 tips para tener la despensa libre de plagas

Debido a su función de resguardar productos alimenticios, la despensa está propensa a muchos tipos de plagas: ratones, cucarachas, hormigas, polillas, larvas y muchas más, por eso debemos prestarle mucha atención y hacerle mantenciones constantes.

Si bien algunas de estas plagas, como las polillas y sus larvas no son tóxicas, venenosas ni representan mayores peligros para los humanos, las otras plagas sí podrían comprometer la integridad de los alimentos y a su vez la salud de tu familia. Pero no te preocupes que aquí te diremos lo que puedes hacer para mantener protegida tu despensa de estas amenazas.

1. Limpieza frecuente

Es indispensable que regularmente realices una limpieza profunda de la despensa, por lo menos una vez al mes, la cual puede ser al momento de hacer la compra del mes. Esta limpieza no se limita a la despensa, sus repisas y divisiones, sino también a los productos que almacenamos en ella. Además de limpiar se debe desinfectar, lo que nos lleva a nuestro siguiente punto.

2. Desinfección segura

Además de limpiar, se debe desinfectar este espacio, pero de forma segura, ¿qué queremos decir con esto? Que debemos evitar el uso de químicos peligrosos, sino más bien usar productos caseros como soluciones a base de agua con vinagre o bicarbonato. Si usas algún producto químico especial, asegúrate de retirarlo antes de almacenar los alimentos, ya que algunos productos podrían absorber estos productos y quedar contaminados.

3. Retira todo rastro de humedad

Antes de llenar la despensa nuevamente, debes fijarte bien de que esté sin rastro de humedad alguna, esto no solo es perjudicial para los alimentos y la despensa como tal, sino que también puede atraer bichos indeseables.

4. No dejes rastros de alimentos

Sabemos que en el uso cotidiano de la cocina se pueden derramar algunos alimentos como harinas, arroz y otros cereales, cada vez que ocurra esto, límpialo inmediatamente, no esperes al día que te toque hacer la limpieza profunda, ya que dejar estas suciedades, aunque sean mínimas, puede atraer plagas, así que trata de mantener la limpieza en todo momento.

5. Usa repelentes

Una manera efectiva de mantener alimañas lejos de la despensa, es usando repelentes, preferiblemente caseros, recordemos que los químicos pueden penetrar en algunos alimentos.

Existen muchos tipos de repelentes, según el tipo de plaga. Por ejemplo, para alejar las polillas se utilizan cáscaras de frutas cítricas, laurel y bolsitas con especias; el vinagre es efectivo para las hormigas y el pepino para las cucarachas; para ratones puede usarse menta o rodajas de cebolla. Solo hay que ponerlos en lugares estratégicos por donde puedan ingresar.

Te puede interesar: ¿Cómo realizar una buena limpieza y desinfección de tu despensa?

Puedes leer: 5 tips para el mantenimiento de tu despensa de madera.

Cuida la despensa con nosotros

Sabemos lo importante que es la despensa en el hogar, por eso nos esforzamos por brindarte los mejores tips, consejos y recomendaciones para su cuidado; visítanos constantemente para te mantengas al tanto de todas las novedades que publicamos para ti.

Cuido mi Despensa, por el bienestar de la familia.

Guía para prevenir la aparición de plagas en la cocina
Copyright 2018. Todos los Derechos Reservados. Desarrollado por AGENCIA DIGITAL CEBRA