Otoño es una época muy complicada para nuestros hogares. Bajan las temperaturas, se mueve la oscilación térmica y aumenta la humedad con respecto al verano, por lo que debemos tener mucho más cuidado con nuestro hogar. Aquí tenemos unos consejos para cuides tu despensa en otoño.

 

1.- Cuida tus alimentos de las hormigas

 

Las hormigas son un constante elemento amenzante para nuestra casa, ya que si bien no son una plaga, están presentes en todos los hogares de Chile. Sin embargo, durante otoño comienzan a desaparecer, ya que aparecen el frío y las lluvias, por lo que ellas empiezan a resguardarse en sus hormigueros.

 

Sin embargo, puede haber un leve aumento en los días más cálidos, ya que salen a buscar los últimos restos de alimentos antes de comenzar a hibernar. Resguarda todo lo que tienes en tu despensa en frascos para evitar cualquier contacto con ellas.

 

otoño despensa

 

2.- Regula el calor de tu hogar

 

Algunos insectos que se mantienen activos durante el invierno, como las arañas, tienden a ir hacia los lugares de calor como las casas para resguardarse, por lo que la protección de nuestro hogar debe ser bueno.

 

Si quieres evitar que las arañas aparezcan en tu hogar, fíjate que no existan lugares por donde puedan entrar y que cualquier lugar necesario donde puedan entrar, esté bien sellado, como por ejemplo los ductos de ventilación, extractores de aire e incluso los ductos de la red eléctrica (enchufes).

 

3.- Disminuye la humedad en tus habitaciones

 

Es claro que en los meses fríos, tendemos a consumir alimentos calientes que aumentarán la humedad de nuestra despensa cuando cocinemos. Por lo mismo, la humedad tiende a dañar algunos ingredientes secos si es que no están bien protegidos, como los fideos, el arroz, harinas y algunas especias.

 

Mantén todos tus ingredientes en frascos bien sellados, y antes de cocinar, asegúrate de sacar lo suficiente para guardar todo antes de tener vapor o humedad en nuestras habitaciones.

 

4.- Ventila bien tu despensa

 

En Otoño, tendemos a tener nuestro hogar sin tener las ventanas abiertas para mantener el calor de tu hogar. Esto es absolutamente dañino para nuestra despensa, ya que no ventilar bien, solo hará que el aire contaminado se acumule y los alimentos empiecen a perder su aroma.

 

Lo importante es que sepamos ventilar de manera inteligente nuestra despensa, abriendo ventanas y puertas en los días de calor, solo unas horas necesarias y de día. Al entrar la luz a nuestras piezas, también se mantendrá seca y fresca.

 

5.- Cuidado con los frutos secos

 

En estos meses comienzan a aparecer los primeros frutos secos de la temporada, listos para ser consumidos y almacenados en nuestra despensa. Por lo mismo, debemos tener cuidado en algunos aspectos con estos alimentos.

 

Recuerda revisarlos bien, ya que la mayoría son secados al aire libre, con poca protección, por lo que debes tener mucho cuidado por si vienen con insectos dentro. Tal vez estos insectos no se reproduzcan en esta temporada, pero si te pueden traer problemas en los próximos meses.

 

Si compras frutos secos, almacénalos en frascos libres de humedad, con tal de no echarlos a perder ni que tampoco contagien a nuestros alimentos de posibles plagas.

 

Con estos consejos, ya tendrás lista tu despensa para estos meses de otoño. No olvides que lo más importante es conservar sanos los alimentos que estás guardando. ¡Cónoce más datos aquí!

 

 

banner CTA

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Copyright 2018. Todos los Derechos Reservados. Desarrollado por AGENCIA DIGITAL CEBRA